Esta es una copia de lo que fuera el website de la Mesa de negociación y Acuerdos

enlaces

Documentos Mesa Documentos
Coordinadora Democrática
Documentos
Grupo de Amigos
Documentos
Tripartitos
Documentos
Comité Asesor
Noticias

Documentos
Comisión de Enlace

Noticias
Comisión de Enlace
Opinión

 


Hostigamiento y Provocación

Antonio Sánchez García

Ni siquiera la activa presencia del Secretario General ha logrado modificar los roles de esta comedia de enredos, a punto de convertirse en drama o en tragedia: la oposición arriesga su propia credibilidad aceptando presiones y postergando acciones, con la consiguiente pérdida de apoyo de un enfurecido país que reclama acciones inmediatas, mientras que el gobierno agudiza las contradicciones hostigando y provocando a la Coordinadora Democrática, calificando de golpismo a un contrincante que recibe pruebas contundentes de que los únicos golpistas son los propios personeros del gobierno y su entorno bolivariano. Huelgan los ejemplos, cansa repetir el catálogo de iniquidades. La militarización de Caracas y la intervención de la PM son apenas los últimos platos del menú.

Ayer, mientras la oposición accedía al pedido del Secretario General de darle un chance a la comisión de negociación y acuerdos postergando hasta diciembre la realización del anunciado paro general, el gobierno respondió a la recomendación del mismo Secretario General de devolverle la PM a sus legítimas autoridades, interviniendo y requisando la comisaría de la PM en Catia, arrebatándole sus sub-ametralladoras con pretextos fútiles y dejando de paso a una comunidad de casi dos millones de habitantes – por cierto: la más problemática y probablemente la más proclive al gobierno en toda Caracas – prácticamente a merced del hamponato.

No hay otra explicación a este comportamiento auténticamente suicida por parte de Chávez y sus personeros, que la desgraciada constatación de que no tienen otro camino: están acorralados y deben patear el tablero. Nacionalmente no alcanzan el 20% en las encuestas. Internacionalmente han perdido el respaldo de la comunidad de naciones que constituyen la OEA y Europa se prepara a enviar sus mensajes de rechazo al belicismo sin destino del chavismo. De allí que se haya perdido la serenidad y las reuniones que tuvieran lugar ayer entre César Gaviria y las partes en conflicto hayan estado signadas por un corre corre y una agitación ajenas a la atmósfera de paz que debe imperar en una comisión de estas características.

Ya al anochecer lograron por fin sentarse a la mesa de negociación que abandonaran el lunes pasado. Tampoco esta vez avanzaron ni un milímetro, pero al menos mantuvieron la ficción de que aún es posible arribar a algún acuerdo y tratar por fin el ansiado tema electoral, que pende sobre el gobierno como una auténtica espada de Damocles.

Nadie atendió al comunicado leído por María Cristina Iglesias. Ni contando con actores consumados podría el gobierno engañar incautos practicando tan evidente doble discurso. El tiempo de la paciencia se está agotando

retroceder