Cadena Nacional

Caracas, 11 de abril de 2002

Hugo Chávez Frías

Presidente Chávez: Muy buenas tardes, queridos y queridas compatriotas de Venezuela. Aquí estamos en el Palacio de Gobierno de Miraflores, aquí estamos como siempre al frente de nuestras responsabilidades. He tomado la decisión, cuando falta según mi reloj, 15 minutos para las cuatro de la tarde, de convocar esta cadena nacional de radio y televisión para enviar un mensaje a todos los venezolanos. Y por ahí quiero comenzar. Este mensaje va dirigido a todos los venezolanos y especialmente le pido a Dios que aquellos venezolanos, una minoría por supuesto en cuanto a número, pero que no despreciamos para nada, que son venezolanos también, una minoría de venezolanos que pareciera no querer oír, que pareciera no querer ver, que pareciera no querer aceptar una realidad, dice la Biblia, invoco a la palabra de Dios para comenzar este mensaje con su ayuda, con su guía y su iluminación, dice la Palabra de Dios, la Biblia, que la voz del pueblo es la voz de Dios. Con esa invocación, con esa elevación espiritual quiero comenzar este mensaje, repito, a todos los venezolanos, a todas las venezolanas de todo el territorio nacional.

Todo el país es testigo desde hace ya tres años, no desde ayer, desde hace tres años, de los inmensos esfuerzos que el gobierno que dignamente dirijo, está haciendo en todos los órdenes, en lo político, pasamos el año difícil de 1999 con un debate político encendido y como siempre digo, ilimitado. Pero fue un debate ya lo ven, constructivo. Se eligió la Asamblea Constituyente, el pueblo salió, todos los sectores del país participaron en el debate nacional constituyente, allí no se irrespetó a nadie, no se atropelló a nadie, todos hicieron uso de su derecho a opinar, individualidades, grupos políticos, grupos económicos, grupos sociales, todo el país, grupos religiosos, organizaciones no gubernamentales opinaron y por decisión de la mayoría, como todos somos testigos, nació aquel día 15 de diciembre de 1999, este proyecto nacional, esta Carta Magna que rige la vida venezolana por voluntad de la gran mayoría de nosotros.

Luego, vino el año 2000. El año 2000 fue, si el 99 fue el de la Constituyente y el del inicio de esta revolución pacífica y democrática, tolerante, abierta, reflexiva, constructiva, para nada destructiva si no una revolución, lo hemos dicho una y mil veces, de amor, de sueños por las futuras generaciones de venezolanos, para que salgamos de la tragedia en la que caímos todos, todos los venezolanos pero especialmente los más débiles, especialmente los más pobres, pero este esfuerzo es de todos desde las clases altas, lo he dicho muchas veces, las clases medias, las clases bajas, los sectores marginales, el sueño que tenemos y yo en lo personal es que Venezuela, en un mediano plazo sea, lo he dicho infinidad de veces, un gran país de una gran clase media. Un país sólido. Así que ese proceso nos llevó al año 2000 construyendo el camino, el año 2000 fue el año de la relegitimación de todos los mandatos del Poder Público de elección popular y de otras fuentes, todas legítimas y nos dedicamos de nuevo con pasión, con tesón, una participación estruendosa por todas partes, el pueblo venezolano, ustedes todos dieron una demostración al mundo de civismo, de democracia, de ganas de trabajo, de querer construir el país. Todos participaron también como en 1999 en ese año 2000: relegitimación de alcaldes, elecciones por todas partes, de gobernadores, gobernadoras, asamblea nacional, fue elegida la Asamblea Nacional y allí está, todas las fuerzas políticas están representadas allí o casi todas hasta las más pequeñas, todas las corrientes de opinión y se expresan libremente en todos estos espacios de la política, de la sociedad, de la economía. Surgieron legítimamente luego en un diálogo a través de unas mesas y unas comisiones, como lo dice la Constitución, surgió un nuevo Poder Judicial, específicamente el Tribunal Supremo de Justicia, y se inició una modernización y reestructuración de estos poderes. La Asamblea Nacional que sustituyó al viejo Congreso, pues recuperó el status, la institucionalidad, la diversidad, la discusión sobre los grandes temas del país. El Poder Judicial fue rescatado del secuestro al que lo tenían mafias judiciales, tribus así llamadas, judiciales y allí está el Poder Judicial en una reestructuración que ya es reconocida en todo el mundo como ejemplo y está siendo tomado como ejemplo en varios países no sólo de América sino también de otros continentes. Nació legítimamente el Poder Ciudadano, nuevo poder establecido en la Constitución, y con todos sus componentes: la Contraloría General de la República, el Defensor del Pueblo que era un viejo anhelo, un viejo sueño que se había quedado solo en las aulas de las universidades y en algunos espacios de discusión. Así que nació la Defensoría del Pueblo, la Contraloría General de la República y ahí está un grupo de venezolanos llevando adelante todo un proceso de reestructuración, de trabajo. Así que nació el Poder Electoral, en paz, fue relegitimada la República según el mandato del pueblo a través de la Constitución.

Y luego vino el 2001, año en que comenzamos a salir de abajo en materia económica, cuántos esfuerzos, cuántas coordinaciones, viajes por el mundo buscando inversiones, aclarando posiciones, porque a todas estas desde el inicio de este proceso pues no hemos tenido la suerte de contar con una oposición seria; con una oposición leal al país, leal consigo misma, leal con sus seguidores a los que respetamos, leal con el pueblo de Venezuela independientemente de los colores políticos. Lamentablemente siempre ha habido y hubo pues, campañas de difamación, de mentiras. Todos somos testigos de eso. Y hemos tenido que viajar por los rincones del planeta para explicar nuestra verdad, para convencer a reyes, a príncipes, a jefes de estado, a jefes de gobierno, de qué es lo que está pasando en Venezuela, de que aquí no hay una tiranía, de que aquí no hay ninguna locura, eso es mentira, aquí hay un proceso legítimo, democrático como nunca antes lo hubo en la historia republicana de Venezuela, eso es verdad y se puede demostrar. Si alguien estudia lo que ha pasado aquí en tres años, ya hay como bastante información y bastantes elementos para hacer una primera y muy corta evaluación, pero como que para sacar algunas conclusiones, pues bien, así que demostrarle al mundo, convencer a todos de nuestra verdad, por supuesto que lamentablemente no tenemos el don de convencer a todos. Pero hoy día Venezuela es reconocida y aceptada en la comunidad internacional y se reconoce un gobierno democrático, serio, objetivo y sobre todo inspirado por una idea humanista, por el ser humano, el respeto al ser humano, el respeto a los derechos humanos, la restitución de la vida para todos, de la igualdad, la libertad. Libertad, aquí nunca hubo antes el grado de libertad que ha habido en estos tres años. El grado de tolerancia, libertad de pensamiento, libertad de expresión, libertad de acción, libertad de manifestación, libertad de organizaciones de todo tipo que han estado surgiendo, participación popular, ejemplos hay muchísimos en estos años transcurridos.

Bueno, lo que está ocurriendo en el día de hoy y en el día de ayer, lo que ha ocurrido en estas últimas horas, es una demostración más del grado tal de tolerancia que tiene este gobierno que tengo la honra de dirigir por voluntad de la mayoría de los venezolanos. No hubo nunca antes aquí un gobierno tan tolerante como este. Tan tolerante, tan dispuesto a dialogar, a oír, a rectificar cuando haya que rectificar por supuesto, pero también a tomar decisiones. A tomar decisiones para orientar la vida del país en función del interés no de minorías, sean privilegiadas o no, no de un individuo o de un pequeño grupo de individuos que defienden sus privilegios y que olvidaron que para vivir en comunidad es necesarios respetar los derechos de los demás y todos tenemos derechos, está escrito en las tablas de Dios y en las tablas de los hombres, el derecho a la vida, el derecho a la educación, el derecho a la salud, el derecho al trabajo, el derecho a vivir con dignidad. El derecho a la vivienda, a los servicios públicos, al agua potable, y ese es el más grande esfuerzo que hemos hecho en estos tres años, pero especialmente después del 2000 para acá una vez lograda la relegitimación por voluntad del pueblo venezolano. Y ustedes ven que aquí hay bueno, una buena cantidad de alcaldes que son de partidos políticos de oposición, y no nos importa, no sólo no nos importa, nos alegra que estén allí trabajando y ojalá todos, en función del interés de las mayorías de sus comunidades. Gobernadores de distintos partidos de oposición, diputados, ya lo dije, en fin, libertad de participación, libertad y además, una voluntad; una voluntad a prueba de fuego para el entendimiento y para buscar salidas a cuantas situaciones que se han presentado. Para hacer aportes para que busquemos los puntos donde podamos coincidir con aquellos sectores que adversan todo este esfuerzo que tiene un componente por supuesto, ideológico, político, justiciero, humanitario, pero bueno, respetamos las posiciones que muchos sectores del país han asumido para apoyar este gobierno, la mayoría; pero hay otros sectores que están en la oposición y eso es bueno. Yo le decía al Canciller británico quien vino hace unos días por allí que una de las grandes cosas negativas que hoy Venezuela tiene desde el punto de vista político, es que no tenemos una oposición seria, una oposición racional, una oposición que tenga la voluntad de entendimiento y que comience por reconocer que aquí hay un gobierno legítimo y hay un Presidente legítimo, y hay una Constitución y un proyecto en marcha. Ojalá, siempre he dicho, pronto el país tenga esa oposición, una oposición constructiva, una oposición crítica, una oposición que aporte, busque para el entendimiento.

Pues bien, en resumen, el país es testigo de todo este esfuerzo. Yo agradezco hoy en este Palacio de Miraflores, el Palacio del pueblo venezolano, el esfuerzo que han hecho infinidad de personas, en diversos ámbitos y algunos más cortos, otros porcientos más largos a nivel nacional, a nivel internacional, esfuerzos pero sobrehumanos para incrementar esa búsqueda, para completar esa búsqueda del consenso conflictivo; del consenso para avanzar, porque aquí no se trata de un consenso para regresar. No se trata de volver al pasado, no, y bueno, con esos antecedentes llegamos a la situación que hoy estamos viviendo. Una situación en la cual, con este llamado hecho por Fedecámaras y hecho por una dirigencia ilegítima, autoproclamada de la Confederación de Trabajadores de Venezuela, y al cual se le han sumado otros factores, sobre todo algunos aprovechadores, sectores políticos, partidos políticos, dirigentes políticos, en el marco de esta situación, es cuando hoy pues vuelvo a decirle al país en este momento.

¿Cuál es el problema del país? El problema es el paro. Ese no es el problema. Nosotros lo sabíamos desde el comienzo, desde que oímos que estaban convocando a un paro nacional la semana pasada. Yo incluso decía, bueno, van a convocar a un paro, será que se volvieron locos. Un paro nacional requiere una convocatoria, un trabajo por mucho tiempo, buscar como un fin, un paro nacional requiere un trabajo, planificación para que tenga éxito y sobre todo requiere una razón. En el caso de un paro nacional, pues sin duda, los sectores laborales reclaman derechos, hay reclamaciones que deben ser siempre justas desde el punto de vista laboral, y razones de peso desde el punto de vista laboral y eso se ha demostrado, de que dónde están las reclamaciones, así que cuál, a nombre de los trabajadores. Todo lo contrario, la gran mayoría de los trabajadores de Venezuela han trabajado estos días, han estado de pie, están trabajando. Los trabajadores de Sidor por ejemplo, uno de los sindicatos más grandes de Venezuela, ellos hicieron un paro hace como un año, pasaron casi un mes en paro y por supuesto el gobierno negociando, dialogando con la empresa privada y de la directiva privada, el gobierno tiene una participación minoritaria, los representantes de los trabajadores, estuvieron parados casi un mes y al final se llegó a un acuerdo pero había unos reclamos de los trabajadores. Yo le dije incluso a los empresarios y a los delegados del gobierno cuando leí el pliego, le dije ustedes tienen razón en una parte de estos puntos, vamos a atenderlos. Así que esos trabajadores están trabajando. Los trabajadores del Metro de Caracas están trabajando, ni siquiera hizo falta aplicar en el Metro de Caracas algo que se aplica aquí desde hace bastante tiempo, cuando los trabajadores por alguna razón paran el Metro por una hora o por un día, hay un plan de contingencia, un grupo de militares va y opera el Metro con un plan, y que funciona desde mucho antes de nosotros llegar aquí al gobierno. El Metro ha trabajado todos estos días incluso esta mañana me decía el Ministro de Infraestructura que le estaban reportando que la asistencia de usuarios hoy al Metro se cuadruplicó en relación con el primer día del paro este fracasado. Así que cuál paro. Yo el primer día del fulano paro, después de mediodía salí por allí, a recorrer algunos sitios de Caracas y he estado en contacto cada minuto y cada segundo con el Comando de Guarniciones, con alcaldes, ministros, el vicepresidente, pendiente desde el primer instante, de los acontecimientos para reconocer bueno la verdad y la verdad es esa, aquí no hubo paro, claro, sectores sí; sectores privados que cerraron sus puertas y bueno, algunos incluso le negaron a los trabajadores el ingreso a sus sitios de trabajo. Otros sectores sí se pararon por voluntad propia, donde partidos de oposición por ejemplo tienen sindicatos, bueno que están parados. Correcto. Pero el paro nacional como un todo, que iban a parar el Metro, no lo pararon. Y salieron los sindicalistas del Metro a explicarle al país que no están de acuerdo ni avalan el llamado a paro de la CTV esta ilegítima. Salieron a decirlo los mismos trabajadores, el país los vio, el país completo los vio, porque hicimos uso del mecanismo extraordinario de las cadenas nacionales de radio y televisión, porque si no, lo más probable es que el pais no lo conociera o lo hubieran visto solo por el canal del Estado venezolano. Pero bueno, ese es otro problema. Ese es otro componente de este problema que ya tocaré más adelante.

Ahora, es importante ratificar esto. No hay ni hubo paro en el Metro, funcionando normalmente, algún pequeño grupo de saboteadores trató antenoche de meterse a un sitio de estos del Metro pero no, tenemos vigilado por supuesto esas instalaciones que son instalaciones para el pueblo de uso público. Aquí tengo, hoy me llegó este informe a ver si lo tengo por acá, el paro por sectores y esto por supuesto que está verificado y chequeado, el porcentaje de asistencia al trabajo por sectores, hay algunos que sí, como no, tenemos que aceptarlos, llegaron no, que cuarenta por ciento, en otras ocasiones no, cincuenta por ciento, otros cero por ciento, pequeños sectores o algunos sectores medianos, bueno dominado por quienes llaman al paro. Bueno, imagínense ustedes me dijo el gobernador Didalco Bolívar anoche, quien vino por allí, tuve el gusto de atenderlo con su esposa y hablamos un rato, y me dijo, bueno Presidente, allá la zona industrial de Aragua pues los empresarios trancaron, ahí no podemos hacer nada. Incluso muchos trabajadores fueron a las puertas de estas empresas pero bueno no, les dijeron que no había trabajo y le ofrecieron pagarles el salario, bueno, se fueron a la playa o a descansar, qué se yo. Otros decidieron pararse y se pararon, yo no lo voy a negar, pero no la mayoría pues. Y así grosso modo, el Metro allí está, usted puede ir tranquilamente al Metro, tiene además seguridad, la policía, la Guardia Nacional en algunos sitios, hemos enviado para reforzar la seguridad. La educación, la privada la han parado en su mayoría, ahí nosotros no tenemos potestad, pero más bien hay que hacerle un llamado a quienes dirigen la educación privada, oye, ¿van a tener a los muchachos? Si, este llamado de paro irresponsable porque es una irresponsabilidad Estos señores irresponsables que sin ningún fundamento llaman a un paro indefinido, absolutamente insurreccional y, así lo denuncio ante Venezuela y ante el mundo.

El objetivo de esta gente no es parar al país no se engañen, algunas personas que uno ve, uno ve las imágenes y yo me preocupo que ahí vengan "no, vamos a Miraflores porque Chávez está listo, engañando a mucha gente". Y ponen a correr un rumor de que Chávez ya está preso del Alto Mando. De que Chávez ya está renunciando. Que lo que falta es un empujoncito. Mentira no, mentira. La situación es otra esa es la realidad y, entonces hay que hacer un llamado a que recuperen la racionalidad a que recuperen el sentido de responsabilidad por éste su país, y piensen en las consecuencias funestas que pudiera haber en una situación que está provocándose y, nosotros y yo soy el primero en respirar profundo contener muchas cosas y armarme de un aplomo y soy el primero en llamar a todos los habitantes de Venezuela a todo el pueblo a no caer en provocaciones lo digo una vez más, pero se está incitando la provocación, y el apoyo de las televisoras privadas ha sido fundamental para generar este problema porque repito no hay razón, no hay ninguna razón de fondo.

Así que por eso este llamado es a la reflexión y a buscar un camino de conciliación, en torno al aceptamiento de lo que hay que comenzar aceptando una constitucionalidad, un estado de derecho, unas instituciones legítimas entre ellas la presidencia de la república. Unos mecanismos para hacer oposición política. Unos mecanismos para organizar y pensar en las futuras elecciones, ahora fíjense que incluso hay hasta el recurso de que a mitad de período se puede solicitar la salida de cualquier funcionario que haya sido elegido por el pueblo (interrupción)...mala consejera.

La desesperación no conduce a ninguna parte y, entonces no es responsable o para decirlo de manera mucho más firme es absolutamente irresponsable que se esté incitando a la violencia, que se esté aupando a irresponsabilidades como ésta y un paro indefinido que es la excusa para impulsar como están impulsando (interrupción)...

Primero que van a concentrarse en no sé dónde y a llegar no sé hasta dónde y la gente lo cree, y después entonces cuando tienen a la gente ya concentrada o concentrándose ¿no?, la marcha es a Miraflores y resulta que aquí en Miraflores pues es el Palacio de Gobierno y ellos vienen a Miraflores o tratan de venir a Miraflores no vienen como a veces hay marchas, aquí han llegado muchos grupos pequeños, algunos un poco más grandes a entregar documentos ¿no?, y se les recibe, a veces hasta yo mismo he salido allá y los he recibido o los he mandado a pasar, han llegado a veces algunos con actitudes al veces un poco exaltadas, pero y cálmese vamos a hablar siéntense aquí, algunos estudiantes, indígenas, gente del pueblo; a veces organizaciones sindicales. Pero no, esta gente no viene a traer ningún documento, ellos aspiran llegar aquí porque ese según los irresponsables que han hecho esta convocatoria ellos piensan que van a llegar aquí a sacar a Chávez, y ellos piensan que la Fuerza Armada en este marco de cosas va a apoyar una insurrección ¿no?, ya lo ha dicho el Alto Mando militar en pleno esta mañana ante las especulaciones me llamó el general Rincón que está trabajando en Fuerte Tiuna los comandantes de Guarnición custodiando instalaciones desde petroleras hasta de transporte, los bancos que han estado trabajando también, anoche hablé con Ignacio Salvatierra le llamé al teléfono y le dije: Salvatierra como están ustedes, qué necesitan algún apoyo especial de seguridad, bueno estamos a la orden para ayudarlos y apoyarlos. Pues bien, entonces me llama Rincón y me dice, mire Presidente por ahí han transmitido por un canal y el otro lo dijo que a usted y que lo tenemos preso aquí, todo eso lo lanzan es para tratar de insuflarle más ánimo insurreccionales y más carga a ese conjunto de personas que traen para acá supuestamente, algunos seguramente no todos, algunos están conscientes y a lo mejor vienen listos y preparados pero engañando a un grupo grande de personas y donde vienen –repito- mujeres, hombres y hasta vi algunos jóvenes y algunos niños que vinieron algunas familias a lo mejor pensando que la convocatoria sí era para, bueno vamos a marchar y a protestar y cosa, como no eso es válido eso se acepta y no sólo se acepta, nosotros durante tres años, yo creo que no hay gobierno en donde haya habido más manifestaciones, marchas pequeñas, medianas algunas grandes de oposición no sólo a nivel nacional a nivel de las regiones por todas partes. Sin embargo, esa marcha hasta aquí por supuesto que no puede llegar con esa actitud provocadora que traen, habiendo aquí miles de personas allá afuera, miles de personas allá afuera ¿no?, eso no se puede permitir y por eso es que he ordenado, bueno a la fuerza pública que haga un colchón, ya en otras ocasiones lo hemos hecho un colchón de seguridad es decir un espacio entre la gente que tenemos aquí, porque qué puede pasar, esta gente lo repito está aquí pacíficamente, vino y ha estado ahí tres días, yo salí antenoche y les di un saludo, anoche no salí estaba lloviznando y vi que estaba hablando Aristóbulo, Navarro las ministras Ana Elisa los ministros, etc., el vicepresidente pero estaba pendiente trabajando aquí analizando situaciones, etc., pero estaban allí y se fueron luego a la medianoche les llovió y todo y hoy volvieron ahí están, bueno, y entonces aquellos pretenden llegar aquí ¿a qué?, yo hago un llamado y le pido a Dios que les lance un rayo de reflexión a los que están como enloquecidos enceguecidos por sentimientos de qué tipo no sé, y entonces pretenden llegar aquí como sea. ¿Qué puede pasar digo yo cuando son las 4:30 de la tarde, faltan 23 minutos para las 5 de la tarde ¿eso no va a ocurrir, por supuesto que no va a ocurrir?. ¿Pero qué podría ocurrir?, si nosotros permitimos que esa marcha con toda la carga que trae y la inyección que le han metido en estos días en vivo o mediáticamente llegar aquí al Palacio ¿a qué?, a ¿qué vienen aquí?. Sin duda que es una actitud provocadora bien irresponsable y los responsables de esto son los convocantes y los que salieron esta mañana a decir que la marcha era para Miraflores.

Bueno, así que esta es parte de la situación que vive el país. Normalidad en casi todo el territorio nacional, ayer trataron pequeños grupos ¿de qué?, bueno de saboteadores que si en Maracay me dijo Didalco ¿qué pasó en Maracay ayer?. Bueno como ven que nosotros no caemos en provocaciones, estaban diciendo que yo iba a decretar un estado de excepción y esto, no, nosotros tenemos las medidas para enfrentar las situaciones que se han presentado. Que si la represión que iba a mandar a la Guardia Nacional, no, sólo di órdenes al general Belisario y esa es una función constitucional de la Guardia Nacional de velar, bueno por el orden público y sobre todo por instalaciones estratégicas y ellos han tenido que reforzar todos estos días algunos puntos de la ciudad de Caracas y de otras partes del país en los sectores sobre todo del área petrolera, contribuyendo con el orden, los trabajadores, con los directivos, etc.

Ahora, en Maracay ayer como vieron que el gobernador de Aragua como todos los gobernadores pues no quieren caer en provocaciones y la fuerza pública más bien actúa de manera muy ponderada y calma, etc., entonces organizaron una pequeña marcha ¿no?, esos no son trabajadores ¿no?, no son trabajadores un grupo de saboteadores de algunos pequeños partidos que lo que quieren es generar el clima de inestabilidad que no tiene como hacerlo, pero hacen daño por supuesto y entonces ¿qué ocurre?, que fueron a una marchita un grupo de personas me dijo el Gobernador que sé yo, 100, 200 personas se fueron al centro de Maracay a provocar a los buhoneros. Bueno, yo voy a hacer un paréntesis para explicar al país una situación particular que tiene que ver con este mensaje presidencial.

Los dueños de los canales privados, la situación es que en este momento están fuera de señal televisiva nacional los canales 2, 4 y 10 y ¿por qué razón están fuera de señal?, hay otros canales con los que estaremos pendientes para la respectiva medida la correspondiente medida –este es un paréntesis que me veo obligado a hacer de este mensaje a la nación- resulta que es bueno que el país lo sepa con claridad de los que algunos no lo saben. La señal radioeléctrica así se llama, la señal por la que sale mi voz que ustedes están oyendo, la señal por la que sale esta imagen que ustedes están viendo ese Bolívar que está allí esa bandera que está allí esa señal, es una señal que le pertenece al Estado, el dueño de esa señal es el Estado venezolano, pero el Estado así como una mina pues, una mina de oro por allá, el dueño de la mina es el Estado es más o menos una situación similar. Pero el Estado puede o no es una potestad del Estado darle concesiones, es decir, se le concede a un privado a una persona o a un particular que presenta un proyecto hace una solicitud según la Constitución y la ley, para que el Estado le de la concesión o sea el permiso, concesión es, sí un permiso por supuesto legal, jurídico, establecido para que use la mina en el caso de la mina o la concesión o corrijo la señal de televisión o de radio, bueno televisión en este caso pero también de radio, también las estaciones de radio, todas las estaciones de radio que ustedes oyen privadas es porque tienen una concesión del Estado si no tuvieran el permiso del Estado ellos no pudieran emitir al menos que sean subversivos pues, hay algunos movimientos subversivos que tienen radio y transmiten, pero en este caso no hay subversión en Venezuela ni habrá subversión en Venezuela sólo estos pequeños grupos que no llegan en verdad a hacer grupos subversivos que pongan en peligro la paz del país ¿no?, pequeños grupos de saboteadores con actitudes de terroristas estos grupos que andan por allí moviéndose en algunas partes pequeños grupos que si preparando bombas molotov que no sé que más, que quieren trancar el Metro, sabotear no se qué pero no lo van a lograr.

Ahora, volviendo al punto. Estas señales el canal 2 por ejemplo que en este momento está fuera del aire, el canal 4, el canal 2 se llama como todos sabemos, Radio Caracas Televisión; el Canal 4 se llama Venevisión y el Canal 10 se llama Televen, esos tres canales están en este momento fuera del aire ¿hasta cuándo? No sé. Ese es un procedimiento que ya el Ministro de Infraestructura Eliécer Hurtado Soucre ha abierto desde antier, desde que estos canales comenzaron y miren cómo hemos aguantado ah. Ustedes son testigos de lo que hemos aguantado, ayer llegaron aquí yo no sé cuántas llamadas telefónicas a Palacio, anoche me quedé revisándolas con uno de mis ayudantes, me dijo mire Presidente todas estas llamadas, no sé cuántas, quinientas, seiscientas, no sé. Y ¿saben lo que decía la mayoría de la gente? El pueblo pedía esto: Chávez ciérralos. Chávez hazlo. Me dice una señora: Chávez tengo ochenta años mi amor, que Dios te bendiga, hazlo papá. Y yo aguanté demasiado. Yo aguanté hasta el límite. Pero no se puede tolerar la insensatez, la insensibilidad de unos señores que son dueños de unos medios, a sabiendas que esa señal no es de ellos. Y a sabiendas que tienen una obligación con una Constitución y unas leyes. Miren, anoche incluso, un último esfuerzo se hizo. Ayer en la tarde el Vicepresidente le pedí, mira bueno, vayan a reunirse con ellos. Y se reunieron, en la sede de uno de los canales privados, incluso fueron allá y el Ministro de la Defensa. Y conversaron, y yo después recibí por supuesto el informe. Varias horas conversaron. Y le explicaron, yo no estuve en la reunión pero luego vinieron aquí, bueno, ¿cómo estuvo la reunión? Bueno, primero un poco dura me dijo Diosdado y luego José Vicente pero bueno, ya estamos, les planteamos la situación, pedimos cooperación con el país, que entiendan que están generando, si es que no se han dado cuenta, vamos a suponer que es que ellos no se dan cuenta, pensando hasta el extremo de la buena fe, del daño que están haciendo, bueno transmitiendo hechos violentos, retransmitiénlos, ayer estaba Rodríguez Chacín hablando en televisión en una rueda de prensa y como no, ellos lo pasaron pero entonces lo tenían allí, lo ponían en un cuadrito a un lado, chiquitico que apenas se le veía la cara y entonces detrás una cámara fija tomando pero sin fin, a mi me han dicho muchos desde que era candidato y antes: "Oye Chávez cuidado que el tiempo en televisión es sagrado, el tiempo en televisión tiene que ser breve". No, ahí tenían una cámara fija, ahí tomando las imágenes en Mérida, creo que era en Mérida, de un grupo de encapuchados, lanzándole piedras a unos policías que estaban allá en unas motos cumpliendo con su obligación. Y aquellos encapuchados y otros sin capucha que no eran más, los que yo ví no eran más, y los que vimos todos o los que vieron ese programa o ese momento, esa cadena no eran más de diez, quince, tirando piedras y a veces pasaban por el lado de la cámara como que iban a buscar piedras atrás de la cámara, por ahí cerca y arremetián de nuevo a pedradas contra la policía. Y aquella cámara fija ahí. Todo el tiempo o casi todo el tiempo que el Ministro pasó llamando a la calma, llamando a la reflexión, ellos lo pasaron en eso. Es sin duda, una mala intención. Ahora yo lanzo la pregunta ¿es que los dueños de estos canales privados de televisión que están en esta actitud, están sumados o tienen un plan de conspiración? Bueno, eso será para investigarlo, eso será para averiguarlo, eso será para conversarlo, pero se han colocado entonces al margen de la Ley por estar instigando, un canal de televisión no puede utilizar la concesión que le da el estado para atentar contra el propio estado; para instigar la violencia o para, a sabiendas de que hay un plan insurreccional, apoyarlo. Y se les ha dicho y se les ha presentado pruebas y todo esto. Entonces pues, como lo manda la Ley voy a recordarla por aquí está, el Artículo, primero la Constitución, pero luego me han pasado este documento que dice así, el Artículo 192 de la Ley Orgánica de Telecomunicaciones establee que el Presidente de la República directamente o a través de la Comisión Nacional de Telecomunicaciones, Conatel, puede ordenar a los operadores, es decir, los canales son los operadores que presten servicio de televisión por suscripción a través del canal de información a sus clientes y a las empresas de radiodifusión sonora o televisión abierta, la transmisión gratuita de mensajes o alocuciones oficiales de la presidencia de la República, Vicepresidencia de la República o de los ministros. Aquí en primer lugar no dicen que tienen que ser alocuciones del Presidente de la República, no, yo puedo delegar, yo puedo mandar a hacer un documental que me interesa como Jefe de Estado, que en un momento determinado todo el país lo vea y entonces acudo a algo que es propiedad del estado, que son las señales para que el país lo vea o el país lo oiga. Entonces aquí no dice que tiene que ser el Presidente en persona el que mande ese mensaje. No; puede hacerlo pero puede delegarlo en cualquier persona o hecho o mecanismo. Igual la Vicepresidencia de la República también puede ordenar, así lo dice, ordenar, es una orden pues, a los que tienen la concesión, en este caso los canales privados de televisión y de radio para que ellos transmitan mensajes como este, que es un mensaje en un momento oportuno, importante, necesario para el país. Así como ellos transmiten cadenas con todas las personas que quieren y todo el tiempo que quieren, bueno, el Jefe del Estado tiene la potestad constitucional a nombre del Estado y de la República, para hacer uso de esa atribución que hemos hecho, ustedes saben que en varias ocasiones cuando consideramos necesario, conveniente como en estos días que hemos estado viviendo, donde la información se va sesgada por un solo lado y uno llega incluso a sospechar que es que si no todos algunos pudieran estar equivocados y por eso es que llamamos a que reflexionen pero sí algunos pudieran estar, bueno, enganchados con un plan para que Hugo Chávez salga del gobierno de Venezuela. De manera extra constitucional. O para generar un caos en el país o para provocar hechos de violencia en el pais, para incitar al odio en el país; para tergiversar la realidad no sólo en el país sino además envían todas esas señales al mundo, por supuesto. Para que el mundo crea que Venezuela es ingobernable, que aquí hay una dictadura, para que el mundo crea con una estrategia digna de aquel tristemente célebre jefe de propaganda de Adolfo Hitler, el señor Goebbels, para que el mundo crea en esas mentiras. Una mentira repetida por aquí, por allá, pues mucha gente comienza a creer que es verdad. Entonces, pues los canales privados de televisión, el Ministerio de Infraestuctura ante las reiteradas violaciones no sólo a la Ley Orgánica de Telecomunicaciones, no sólo en el Artículo 192 sino en otra diversa cantidad de elementos constitucionales y legales que ya serán procesadas, valga la redundancia, en el procedimiento, serán tratadas en el procedimiento administrativo que se ha abierto desde las últimas horas para acá, y ellos tendrán el derecho por supuesto, hay un debido proceso. Ellos tendrán el derecho de responder, de aclarar, etc, para al final tomar una decisión definitiva. Al respecto del uso de las concesiones de las señales de televisión para transmitir al país, de radio, en este caso no es de radio, en este caso el problema es fundamentalmente con los canales privados de televisión. Pudiera haber alguna excepción, hay algunos canales pequeños y además los canales nacionales porque hay canales regionales de televisión que no andan en esta actitud y que incluso vinieron aquí el pasado mes de diciembre, las cámaras regionales de televisión y nos reunimos con ellos y me dijeron: Mire Presidente, nosotros no andamos en esa onda que andan algunos canales nacionales. Nosotros criticamos pero queremos colaborar en lo que podamos y fue una muy buena y constructiva conversación. Ahora, entonces por eso es que quería explicar este detalle legal para información de todos ustedes los venezolanos.

Ahora bien, volviendo al tema que nos trajo a dar este mensaje aquí ¿cuál paro? No hay paro. Ni habrá paro. Bueno hay paro, hay paro focalizado, y seguramente habrá paros en Venezuela, y todos los que ha habido aquí, mire, difícilmente haya habido un gobierno anterior a nosotros, en cualquier época que haya dedicado tanta atención y tanto interés a los reclamos de los trabajadores no sólo los reclamos de la situación actual, sino estamos incluso y hemos estado asumiendo cargas del pasado que hemos heredado, deudas laborales acumuladas por ejemplo, hemos pagado fideicomisos, no todo, una parte, la situación del país no es que ha sido color de rosa, sobre todo en el orden económico y los recursos disponibles. Así que hemos estado reconociendo deudas laborales, asumiendo compromisos, atendiendo reclamos, atendiendo paros, atendiendo conflictos, dando la razón donde haya que darla, allí hay evidencias pero más que suficientes de nuestro comportamiento a través del Ministerio del Trabajo en estos últimos tres años y a través de muchos otros organismos: Ministerio de Finanzas, OCEPRE, etc. Pues bien, entonces, no se trata del paro, se trata de un plan que por ahí comencé, que denuncio. Un plan irracional, loco, un plan loco. Hay que recordar y hay que decir quiénes están detrás de este plan. Ustedes les han visto la cara a muchos de ellos, otros son inocentes, hay otros que son manipulados o que se han aprovechado de algún conflicto interno de PDVSA por ejemplo, se han aprovechado de eso para montarse sobre ese problema que por supuesto estamos tratando y solucionaremos a través del diálogo y la conciliación. El problema de PDVSA, ese tampoco es el problema esa es la excusa, ¿de quiénes? de estos sectores que se han, bueno, que fueron los culpables como ya lo dije y lo he dicho muchas veces, de la situación cruda y dura por la que el país atravesó durante tantos años y que todavía por supuesto sigue presente y esa es la razón precisamente del Proyecto de la Constitución, de la Revolución Pacífica, rehacer toda una situación nacional y construir un país con el amor y el esfuerzo de todos.

Bueno ahora, qué ocurre, este plan insurreccional ha llegado al extremo, a la locura, a la irresponsabilidad, como ya lo señalé, de traer una gente, algunos venezolanos hasta engañados, instigados diciéndole que Chávez está preso ya, que hay que ir a Miraflores que ahí en Miraflores no hay ningún problema, que ya vamos a echar un empujoncito y Chávez está caído, llamo a los venezolanos que pudieran estar confundidos, que pudieran haber caído en esa situación pues de tanto oír, de tanto recibir inyecciones mediáticas y de tantas mentiras pues pudieran estar alli sin pensar mucho, sin pensar en las consecuencias que esto pudiera traer, sin pensar en sus hijos, sin pensar en su familia, sin pensar en su empresa, bien sea pequeña, mediana o grande, los empresarios, sin pensar en el país, sin pensar en la gente, pudieran estar confundidos y bueno, instigados, engañados en una marcha supuesta hasta Miraflores para sacar a Chávez. Eso sólo se le ocurre, convocar una marcha de ese tipo, utilizando todo el poder de estos medios de comunicación, utilizando todas las artimañas para llevar una gente y dirigirla de manera irracional hacia un Palacio de Gobierno donde hay diez o veinte mil personas y sigue llegando gente y seguirá llegando gente, porque este pueblo sabe, este pueblo es sabio, este pueblo está consciente, seguirá llegando gente aquí al Palacio de Miraflores, de todas partes, no solo de Caracas, del país estoy seguro. ¿A qué? A hacerse presente, a no caer en provocaciones pero.... oye, ojo pelao, a estar con el ojo pelao. Nosotros esperamos, yo espero, señores que andan en esta actitud de provocación, sobre todo los que dirigen esa actitud de provocación, señores de los medios de comunicación social; yo les hago un llamado es a que reflexionen y que cambien sus métodos y que orienten de verdad a esa gente que les sigue, que para nosotros son tan venezolanos como los que están aquí frente a Palacio. Pero no es responsable, no es un dirigente verdadero el que engaña a los que le siguen, el que los convoca y los incita y les inyecta muchas veces hasta odio, los llena de mentiras y luego les dice: "Síganme que vamos a Palacio, ahí mismo, ya Chávez se fue, lo tienen en Fuerte Tiuna". Esa es una irresponsabilidad infinita. Yo llamo al pueblo venezolano, a todos los sectores a la calma, a la ponderación, a la reflexión, a todos, los que me apoyan, los que me adversan, y aquellos que son indiferentes. La situación del país no debe alterarse bajo ningún respecto. La Fuerza Armada también, le hago un llamado, ahí están todos los oficiales y soldados que tienen responsabilidades directas en el orden público, cumpliendo su obligación. Ahorita antes de venir, pásame el radio por favor que yo tengo por ahí un radio, tenemos una red de radio y estoy chequeando la situación preocupado por supuesto, quién no va a estar preocupado, preocupado, chequeando con los oficiales y tropas que están custodiando el Palacio porque por supuesto que he ordenado un acordonamiento para hacer un colchón de protección no sólo por el Palacio y eso no es por mí, no yo el último que pienso es en mí, yo pienso es en toda esta gente que está aquí, sobre todo la masa que está allá afuera. Porque es como la misma actitud de los provocadores de Maracay, que me contó Didalco Bolívar anoche, ah como nosotros no vamos allá, ellos estaban diciendo que no, que Chávez mandó la Guardia, que van a mandar una marcha de círculos bolivarianos, etc. Ahora la agarraron con que los círculos bolivarianos son círculos de violencia. Nosotros condenamos la violencia, yo condeno la violencia, y he dado instrucciones precisas a la gente que me siga que no haga uso de la violencia, que no caiga en provocaciones. Pero claro, hay unos buhoneros en el centro de Maracay, la mayoría de los cuales por supuesto que nos sigue a nosotros y entonces una marcha que va para allá y empiezan a provocar a los buhoneros, bueno, tratando de alterar la situación, alterar el orden público, entonces para evitar eso, es que yo pues he ordenado y la Fuerza Armada lo está cumpliendo, y la Guardia Militar, aquí tenemos un Regimiento de la Guardia de Honor, aquí hay más de mil soldados, aquí en este Palacio, soldados de la Guardia de Honor, de la Guardia Presidencial, y además hay más de mil entre guardias nacionales y policías y cuerpo de seguridad pues haciendo un colchón repito, no esto no es por mí. Ustedes saben quién soy yo y cómo he llegado aquí y de donde vengo. Pero es una obligación para evitar posibles bueno, para evitar imposibles males mayores. Porque le he pedido mucho a Dios, y estoy seguro que aquí, con la prudencia, con la tolerancia, a pesar de las provocaciones, incluso le he dicho a la gente ok, pongámosno como Cristo, te dan por aquí, pon la otra mejilla para que te vuelvan a dar. Y ustedes han visto incluso, han criticado algunos canales yo lo he visto en estos dias, la Guardia Nacional por ejemplo, en algunos sitio donde ha tenido que ir a separar un grupo y otro, entonces de repente alguien le pregunta de una televisora, mire, efectivo, guardia o policía y usted por qué no detiene a este hombre. "No, yo prefiero quitarle lo que carga o llamarlo a la reflexión", la Fuerza Armada y la Policía con una tolerancia como nunca aquí se había visto por supuesto, aquí antes era la política aquella de Betancourt, "disparen primero y averiguen después". Esa era la política que aquí había. Aquí ahora hay una tolerancia a prueba de casi todo pues. Porque la tolerancia tiene sus límites, claro, la tolerancia no es a prueba de todo. La única tolerancia a prueba de todo la tiene un muerto, porque ni siquiera un árbol, el árbol no tolera todo ni siquiera un río, tu tratas de desviar un río y bueno, te va a pasar por encima a lo mejor. El tiene tolerancia limitada, sólo un muerto tiene tolerancia ilimitada. Por eso yo llamo, a la mayoría del pueblo a que sigamos con ese principio de tolerancia. Y a los que pudieran estar equivocados o engañados, a que cambien su actitud, que cambie su actitud de provocación, los que andan provocando, tratando de provocar hechos violentos enceguecidos por no sé qué cosa, o que el diablo se les metió por dentro y no quieren oír ni nada ni llamado de ningún tipo, bueno, hay que llamarlos a tratar y ahí es donde las voces serias del país y yo hago un llamado a todo el país, a las voces de las instituciones, a las voces del poder público, no sólo de la presidencia de la República, de la Asamblea Nacional, por aquí está su Presidente y sé que han estado debatiendo el tema, a las voces, al Poder Ciudadano, del Poder Judicial, a las voces de los gobiernos locales, a las voces de los gobernadores, de los alcaldes y alcaldesas, gobernadores, a las voces de la Iglesia Católica, a las voces de la Iglesia Evangélica y los sectores religiosos, las voces de los empresarios verdaderos, las voces de los sindicalistas verdaderos, no nos importa su color político ni su ideología ni su posición allá o acá, en torno a nosotros. No nos importa eso. Es hora de unir las voces y el llamado a la reflexión de todos y yo comienzo haciéndolo cuando son las cinco y ocho minutos de la tarde de este día de hoy miércoles, jueves 11 de abril. A esta hora, vuelvo una vez más a hacer un llamado a esas voces de reflexión para que entre todos tratemos de influir hasta donde podamos en estas mentes que son minorías pero que hacen daño, sobre todo por el apoyo que reciben, entre otras, bueno de dinero, tienen dinero, se los envían a veces hasta del exterior, tienen el manejo de algunas instituciones, es irresponsable por ejemplo hacer lo que me han informado que han hecho algunos cuerpos policiales en algunas alcaldías o gobernaciones, ahí tengo el informe, que andan en la calle pero no es llamando al orden es más bien corriendo rumores, unos comerciantes denunciaron eso aquí en el Palacio, en alguna parte por aquí en Caracas y por aquí cerca en otra ciudad llegaron unos policías de un cuerpo que está ya detectado, a regar la voz: No, no, cierren aquí porque hay saqueos. Algunos policías, claro están mandados porque no dependen o porque dependen desde el punto de vista organizativo, organizacional de algunas personas que están contra este gobierno. Ese es el colmo de la irresponsabilidad. Así que las voces serias del país, yo les hago este llamado para que unamos nuestras mentes, nuestras incluso oraciones y corazones para tratar de hacerle un exorcismo será, para utilizar ese término a quienes andan como enceguecidos en un plan loco, un plan diabólico, un plan irracional, para que entre todos, bueno los frenemos a ver si entienden que aquí hay mecanismos bueno, para echar adelante sus ideas, sus proyectos, a ver si entienden y oyen este llamado, a la conciliación, a la búsqueda de la conciliación de intereses que es la idea de la existencia en colectivo. Y yo me pongo a la orden de ese país, de esta Venezuela para contribuir en esa dirección, mucho más incluso de lo que he hecho hasta ahora. Pero muchísimo más y mi gobierno desde el Vicepresidente de la República y todos los ministros y funcionarios a la orden estamos, para cooperar y ayudar en esa dirección, de conciliación, de búsqueda, de acuerdos, de consenso, de trabajo coordinado con nuestras diferencias pero que bueno, aceptemos que hay una Constitución, ya lo dije, una legitimidad, un gobierno legítimamente electo y trabajando además. Pero cómo trabajamos nosotros, solucionando problemas. Este año ha comenzado con noticias positivas, además negativas por supuesto, noticias negativas pero hemos estado, ustedes recuerdan como hemos estado enfrentando la caída del precio del petróleo, ahora se recuperó y ya lo tenemos el promedio del año en 18.3 dólares el barril y el precio puntual ya está por encima de 20 dólares el barril, hemos recuperado un nivel racional y justo del precio del petróleo, hemos tomado decisiones que no han sido fáciles como la decisión sobre las políticas cambiarias y fiscales para fortalecer y para llenar huecos y vacíos producto de las crisis mundiales o regionales que nos afectan y se suman a las nuestras, y a nuestras dificultades. Hemos comenzado el año trabajando duro con la agricultura, una comisión presidencial agrícola, solucionando problemas, una comisión con la pequeña y la mediana industria. Hoy he conversado aquí en Palacio entre tantas personas con el Presidente de Fedeindustria, el Presidente de Fedeagro, oyendo sus aportes, propuestas. Con ellos hemos estado trabajando y miles de empresarios, pequeños, medianos y también grandes, de la agricultura, de la industria, del turismo, la semana pasada fuimos a poner en marcha el camión utilitario allá en Valencia con la General, ahí me quedé con todas las empresas del sector automotriz, un camión para el trabajo, sobre todo pensando en los empresarios, pequeños, medianos. Un camión un señor camión yo me monté en uno que se puede comprar en 15 millones de bolívares ¿pero por qué 15 millones de bolívares?, porque nosotros el Gobierno en convenios con esos sectores privados internacionales y nacionales hemos llegado a acuerdos como el del carrito popular que ha sido todo un éxito y que duplicó las ventas este último semestre, y entonces no les cobramos IVA le damos facilidades, etc., para que pueda la gente, ustedes adquirir los que necesiten esos vehículos.

Hemos estado trabajando con la banca analizando los problemas tratando y logrando resultados.

En lo social un esfuerzo inaudito con la Educación, las Escuelas Bolivarianas tantos problemas que hemos heredado. Con la Salud, vacunaciones masivas contra el sarampión, el año pasado contra el dengue.

Medicina preventiva. Atención a personas que nunca fueron atendidas para nada. Es decir, un gobierno que está trabajando, trabajando y trabajando, decía Bolívar el padre Libertador a quien invoco en este momento también tan importante para la vida del país, primero invoco a Dios le decía por teléfono ahora al padre Arturo Sosa a Dios y a todos los santos padre, mandemos la bendición y a todos los santos para que aquí no vaya a pasar nada grave que nosotros no queremos que ocurra pero hay otros que están provocando y buscando que ocurra. Invoco a Bolívar entonces cuando decía "Trabajo y más trabajo, paciencia y más paciencia, constancia y más constancia para tener patria", ese es el mensaje que yo quiero hoy lanzar a todos los venezolanos.

En este momento en donde han corrido rumores, porque ahora no sólo son las imágenes de violencia desde las calles, algunas incluso preparadas de antemano y con antelación y, escogidas y proyectadas y magnificadas ya no se trata sólo de eso, sino también ahora acompañado por una campaña de rumores sobre la actitud de la Fuerza Armada la supuesta actitud que supuestamente pues, yo estaba detenido en el Fuerte Tiuna. Y otros rumores, yo me entero de algunos pero cuántos echarán a rodar es un laboratorio, así que llamo a la población a no hacer caso a rumores a tener cuidado con lo que vean a través de las proyecciones de televisión. El país salvo excepciones ya lo dije, aquí en Caracas en algunos sitios focalizados, instigados y preparados y en algunas regiones unos pequeños focos controlados ya, no hay mayores alteraciones más allá de las propias de un país como Venezuela con cuantos problemas, y hay una presencia en las calles de mucha gente; esta mañana me reportaban de muchas partes de Caracas "bueno, no esto está normal, la gente está en la calle". Ya lo dije también más que ayer, y ayer más que antier, ahí anda la gente trabajando. Oye la gente pide calma.

A nombre del pueblo venezolano yo pido ¿oye?, clemencia para los que andan en esta campaña de rumores. Como el pueblo no puede venir aquí a pedir esa calma están allí afuera que no lo puede expresarse a través de este mensaje pues yo lo hago por ellos, calma, paciencia, serenidad.

Por otra parte pues debo también informarles que he estado con el Gobierno y muchos otros sectores del país evaluando la problemática real de fondo que ha servido como de plataforma para estos grupos desesperados para montarse en esta conspiración abierta y descarada y bueno, incluso llamando a través de los medios a una rebelión. Ayer dijo alguien ¿no, chico aquí estamos listos para la rebelión cívico militar, vamos no importa los muertos?, imagínense ustedes aquella irresponsabilidad, de manera y lo repiten luego y lo vuelven a repetir.

Pues, evaluando esa situación la situación real, la situación de fondo y hemos comenzado a enfocar o a darle forma a algunas posibles medidas para activar mecanismos de solución a problemas reales, bueno que no son de ahora porque convocaron a este paro ¿no?, son problemas que venimos enfrentando algunos han sido solucionados y otros se han venido generando sobre la marcha como ocurre producto de la dinámica permanente en un país no solo como Venezuela como cualquier país del mundo.

Entonces allí tenemos la situación de Petróleos de Venezuela por ejemplo, pues me reuní hace unos minutos con Gastón Parra hemos estado conversando todos estos días siguiendo la situación, y aprovecho pues para hacer un nuevo llamado desde la jefatura del estado a todos los trabajadores de Petróleos de Venezuela y a felicitarlos además, como igual felicito a los trabajadores de la Siderúrgica y del Aluminio y de todas las empresas básicas de Guayana y los del Metro y los del Transporte Público y los de la Educación y los de la Salud que todos han estado trabajando, el transporte aéreo, el transporte terrestre, transporte acuático que han resistido toda esta campaña a este llamado y ahí están, y también a hacer un reconocimiento a los líderes sindicales reconocidos, legitimados por esas bases en las elecciones del año pasado que se hicieron en el país sin precedentes, están legitimados y reconocidos, pues les hago un llamado ¿a qué?, un reconocimiento y un llamado a que sigamos conversando y buscando soluciones. Nosotros estamos oyendo esa problemática, viendo esa problemática y buscando –repito-soluciones y alternativas a esa problemática.

Entonces, así como felicito a todos los trabajadores de todos los sectores felicito también a los trabajadores de manera especial, a los trabajadores de Petróleos de Venezuela, a sus técnicos, a sus hombres y sus mujeres desde la junta directiva pasando por las distintas nóminas: mayor, media, contractual, trabajadores, empleados porque la mayoría de ellos salvo excepciones se han mantenido allí firme, trabajando y acudiendo a sus labores y les hago un llamado a que sigan fortalecidos y fortaleciéndose en esa dirección, porque esta empresa pues es una empresa lo sabemos importantísima para la vida nacional y para cumplir primero con Venezuela y segundo con muchos países del mundo que dependen de nosotros, dependen de nuestro petróleo de nuestros derivados del petróleo, así que hemos estado monitoreando esto, sin embargo debo decir que he designado una comisión para que revise la situación, una comisión más allá de la junta directiva integrada por algunos de los miembros de esa junta directiva, dirigida por el vicepresidente ahí se incorporó el general en jefe Lucas Rincón, ahí se incorporó y está dinámico y trabajando en esto, haciendo de enlace y de puente el doctor Hugo Hernández Raffali quien es el presidente de la Cámara Petrolera venezolana, una comisión de trabajo de articulación para buscar soluciones para dialogar.

Así que, este mensaje pues, de calma de llamado a la calma, llamado a la conciliación, llamado al trabajo y a las jornadas de trabajo estarán terminando en casi todo el país, pues mañana continuamos el país seguirá su marcha. Mi llamado a la cordura, calma y cordura decía algún venezolano en alguna época lo repito hoy "calma y cordura a todos los venezolanos", la situación no es grave. La situación está controlada y estamos seguros que no va a evolucionar en otra dirección que no sea la recuperación de la calma plena.

Hacemos un llamado a los que están llamando todavía de manera ilógica a un paro supuestamente indefinido, bueno a que depongan esa actitud, y si ellos no la depusiesen pues hacemos un llamado a los empresarios, vamos a trabajar por el país, vamos acordarnos por el país.

Yo, además de designar esta comisión para buscar salidas y acuerdos y progresividad positiva a Petróleos de Venezuela y a la situación que ahí se ha estado viviendo, además he decidido adelantar una medida que ya teníamos trabajada desde hace varias semanas, habíamos previsto convocar para el 19 de abril el Consejo Federal de Gobierno como un paso muy firme institucional dentro del esquema estratégico de instalar una mesa redonda nacional, a donde acudiremos y convocaremos a todos los sectores del país a un conjunto de mesas redondas de búsqueda de acuerdos, por supuesto en base a la Constitución Nacional partiendo de la Constitución de los planes de desarrollo para oír y seguir oyendo a todos los sectores públicos, privados, políticos, económicos, sociales, religiosos, militares, civiles, hombres, mujeres, indígenas, trabajadores, líderes sindicales, etc., bueno para discutir, acordar, buscar la conciliación de todos los sectores del país, así que para mañana he convocado el Consejo Federal de la Nación el vicepresidente está convocando de manera formal yo adelanto la convocatoria, así que señores gobernadores, gobernadoras, alcaldes mañana pues estaremos reunidos cerca del mediodía para dar el primer paso en esa dirección de la instalación de una gran mesa de consenso, diálogo para avanzar para construir con la consigna de que Venezuela es de todos y de que Venezuela es para todos y que queremos paz, que queremos democracia, que queremos construir el gran país que siempre hemos soñado y el gran país que aquí está dibujado.

Les agradezco mucho su atención. Vamos a seguir atendiendo las diversas situaciones que tenemos. Vamos a seguir trabajando por el país, desde aquí pidiendo a Dios la iluminación no sólo para mí sino para todos los venezolanos le reitero un mensaje de afecto, les reitero un mensaje de paz, les reitero un mensaje de esperanza, de firmeza, de solidaridad, de calma y de cordura a todo este pueblo venezolano, a toda esta sociedad venezolana. Muchísimas gracias y muy buenas tardes, señoras y señores.

Trans.: MRC (TvPrensa 2000, C.A)

Y, mientras tanto........

Más de una decena de muertos

Al menos doce muertos y más de cincuenta heridos dejaron los desórdenes que se vivieron este jueves en Caracas. En el centro de la capital la marcha pacífica organizada por la oposición culminó en caos. Civiles armados y francotiradores dispararon contra la multitudinaria manifestación que pedía la salida del Presidente de la República en momentos en que se acercaban al Palacio de Miraflores.

Cuando el Presidente de la República dirigía un mensaje a todo el país la violencia se apoderó de las calles. Se contabilizaban muertos y heridos. Las televisoras dividieron sus pantallas para mostrar la verdadera situación y la Guardia Nacional obligó a los canales RCTV, CMT, Venevisión, Televen y Globovisión a salir del aire.

"Un canal de televisión no puede utilizar la concesión que le dio el Estado para atentar contra el propio Estado", dijo el presidente en cadena.

Las calles se volvieron un caos, disparos y confusión. Tanquetas circularon. Militares vestidos de campaña se apostaron frente a Fuerte Tiuna. El ministro de la Defensa, José Vicente Rangel y el alto mando militar llegaron al Palacio de Miraflores en helicóptero pero luego no se supo más nada de ellos

En el hospital Vargas hasta las 5 de la tarde habían ingresado 52 personas a la emergencia. 7 de ellas murieron. Las cámaras de televisión pudieron captar el cuerpo de personas fallecidas tiradas en el pavimento del centro de Caracas.

Globovisión
11/04/2002

  Fuente: Globovisión.com

regreso

Share/Save/Bookmark